Los bancos van perdiendo la guerra contra la comisión de apertura

Uuuh, la que se nos viene encima…

¿Pagaste comisión de apertura? ¿Vas a firmar un préstamo y te quieren colar una? ¡¡No la aceptes!! Huye de ella, negocia que no la incluyan o vete a otra entidad que te dé una hipoteca sin comisiones.

La comisión de apertura es uno de esos abusos que la banca ha estado utilizando para ganar más dinero con las hipotecas, sobre todo desde que el Euríbor se hundió bajo cero en febrero de 2016.

Pero no te creas que sólo la usa desde entonces. La venía poniendo desde antes porque para la les resulta una forma fácil y rápida de trincar pasta con poco esfuerzo.

Precisamente es por esto que se ha ganado terreno. Algunos juzgados en Valladolid, Barcelona, Asturias y Zaragoza han anulado la comisión de apertura obligando a los bancos a devolver hasta el último céntimo de la comisión más los intereses legales que el dinero generó desde que lo pagaron los clientes.

Esto no significa que ahora todos los bancos vayan a devolver el dinero pero sí que tienes algo a lo que agarrarte para pedirle a tu entidad que te devuelva el dinero de la comisión de apertura que te cobró, que puede oscilar -ni más ni menos- entre los 1.500 y los 3.000 €.

Son cifras orientativas dada la orquilla de dinero que se suele prestar en España para comprar una vivienda; la cantidad real que pagaste la tendrás que calcular según el porcentaje que te impusiera el banco sin posibilidad de que lo negociaras. La comisión de apertura más frecuente oscila entre el 0,5% y el 1% del dinero prestado. Así que imagina, si te prestaron 150.000 € y la comisión de apertura es del 1% te deben 1.500 € más intereses.

Como ya se están viendo estas sentencias, algunos bancos que incluían estos abusos en sus hipotecas los han quitado de su oferta, como por ejemplo el Santander, que dejó de incluirla en enero, o el BBVA que paró en abril.

Para que te la quiten puedes pedirlo formalmente al SAC (Servicio de Atención al Cliente) de tu entidad. En cualquier oficina te dirán el correo electrónico al que enviarlo o recogerán la documentación para enviarla ellos a su SAC.

Y si te dan por SACo porque a los dos meses no te han respondido, consulta con un abogado si puedes reclamarlo por vía judicial y qué opciones tienes de ganar el juicio. Con estas sentencias en la mano, hay posibilidades. Otra cosa es que no te compense porque el abogado vaya a cobrar más que tú. Normalmente van a porcentaje, siendo una locura que se lleve más del 15% + IVA; eso sí, pregunta a tu seguro del hogar porque algunos cubren el gasto anual en abogados.

Tus opciones de ganar no sólo dependen de que el banco te incluyera la comisión de apertura y tú la pagaras sino de que ahora la entidad pueda demostrar que efectivamente te cobró por prestarte algún servicio. ¿Cuál? Lo puede demostrar enseñando papeles que digan que hizo un estudio económico de tu perfil y un estudio para ver que te podía dar la hipoteca.

Si no puede presentar esos papeles, como ha pasado en otros juicios, tienes el caso ganado. Si lo presenta habrá que ver qué opina el juez, ya que una comisión de apertura debe entenderse por algo más que estudiar un perfil, hay que acreditar que se han hecho unas gestiones que justifiquen cobrar esos 1.200 – 3.000 €, cuáles han sido y cuánto han costado.

El banco tiene difícil demostrarlo porque no se trata de un servicio aparte de la hipoteca. Además hay una corriente en ciertos juzgados contra su uso ya que se ve a todas luces que, con la excusa de dar de alta el préstamo en el sistema, es una pulla más para sacarnos el dinero, sin que realmente se haga nada extraordinario por abrir el crédito, nada más que no se pueda pagar con los intereses que ya se abonarán durante décadas en la hipoteca.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *